Estimulación y juego libre

Las actividades didácticas que inundan las redes por estos días son la prueba más evidente de que no se requiere invertir montañas de dinero en juguetes sofisticados para entretener a los más pequeños. Bastan un par de cajas y cinta para que aquello se convierta en un majestuoso castillo, una cocina de última generación o un auto tope de gama.

Sin embargo, si sos de aquellas mamás con habilidades creativas limitadas, si el tiempo no te alcanza para repartir tu energía en entretenimiento casero, obligaciones laborales y quehaceres del hogar, quizás tantas propuestas ABRUMEN. Quizás sientas, por momentos, que no hacés lo suficiente por estimular a tu pequeña descendencia.

Carina Castro Fumero @carinacastrofumeronp, reconocida neuropsicóloga pediátrica, nos cuenta que SUMAR a nuestros hijos en TAREAS COTIDIANAS -a menudo aburridas y tediosas para los adultos- es tan enriquecedor y PODEROSO como las tareas académicas o manualidades.

El aprender a hacer la cama, doblar ropa, ver cómo funciona el lavarropas, tender ropa, coser, cocinar, ordenar los juguetes, poner la mesa, por solo mencionar algunas, son habilidades fundamentales que deben aprenden los niños y que contribuyen a fortalecer y potenciar:

    Regulá tus expectativas:

  • Motricidad fina y gruesa. Por medio de estas actividades se estimula la coordinación corporal y la coordinación ojo-mano, el equilibrio, el movimiento de agarre y sujeción de objetos. Todas estas habilidades fundamentales que deben entrenar los primeros años de vida.
  • Autoestima, seguridad y sentido de pertenecer. Sentirse parte de un equipo, de esa familia. La sensación de ser una pieza fundamental le permite desarrollar confianza, autoestima y sentido de pertenencia.
  • Funciones ejecutivas. Seguir instrucciones, planificar cómo hacer una tarea, anticipar conflictos y solucionarlos, monitorear si lo que hago están dando buenos resultados Todo ello resulta indispensable para iniciar la escolarización.
  • Empatía. Ser parte de las tareas del hogar les permite tener más conciencia de las necesidades de todos los miembros de la familia.

Está demostrado que los niños que participan desde muy chicos en las tareas del hogar son más organizados y ordenados, una cualidad que repercute de forma positiva en su rendimiento académico y profesional.

¿Sabés cuál es la importancia del juego en la infancia?

Nos enumera la neuropiscóloga Carina Castro Fumero:

  • Permite canalizar emociones, por lo que es la mejor manera de bajar ansiedad, estrés temores, etc.
  • Generan conexiones neuronales más fuertes y resilientes, se traduce en un aprendizaje más sólido.
  • Es sin duda la mejor terapia en tiempos de crisis.
  • Potencia el desarrollo de funciones físicas a través del movimiento; psíquicas como la resolución de problemas, lenguaje; afectivas, al gestionar las emociones; y sociales, como empatía.

La ciencia ha dado evidencia de que, cuando un niño juega, se activan hormonas:

  • Serotonina: Encargada de reducir el estrés y mantener un estado de ánimo más estable.
  • Acetilcolina: Potencia la atención y la memoria que al final se traducen en aprendizaje.
  • Endorfinas y encefalinas: Son las que le bridan la sensación de felicidad y calma cuando juega.
  • Dopamina: Es la que participa en la imaginación, creatividad y potencia el movimiento. Cuando juegan, liberan dopamina que hace que la incertidumbre asociada al juego nos motive constituyendo una recompensa cerebral positiva y placentera.

Te proponemos el JUEGO LIBRE y una caja de sorpresas

El JUEGO LIBRE es un método de aprendizaje (y diversión) que, a diferencia de los métodos de aprendizaje tradicionales, nos permite adquirir conocimientos en un ambiente relajado y lúdico.

No se trata del juego estructurado donde «le pongo materiales para que haga cositas lindas bajo una reglamentación y guía». Sin darnos cuenta, en muchas ocasiones, damos sencillos lineamientos a nuestros retoños para que jueguen con aquello de la forma en que creemos o hemos planificado que lo hagan.

El juego abierto, por el contrario, tiene movimiento, lenguaje, expresión. El/la niño/a dispone el uso de los materiales, el tiempo y la forma de juego. Y nosotros intentamos no intervenir dando indicaciones que limiten esa libertad.
Hoy te proponemos armar una «CAJA DE SORPRESAS». ¿Y si usás la de e-mama?

  • Completá una caja con elementos de tu casa: utensilios de la cocina, bijouteri, tapitas, telas con texturas, vasos de plástico, estuches con cierre, objetos dentro de otros objetos. Da rienda suelta a la creatividad.
  • Cerrá la caja de modo tal que tu hijo pueda abrirla solo/a y permití que haga con aquello lo que quiera. Que descubra, explore solo, que le dé el uso que le parezca y le dedique a cada elemento el tiempo y atención que guste.

Intentá no dar indicaciones o disciplinar su juego. Claro está que buscará tu mirada y presencia; después de todo, el JUEGO es un ACTO SOCIAL. Hasta que gane autonomía, como adultos podemos oficiar de FACILITADORES y dar lugar a escenarios o propuestas lúdicas que permitan un mayor desarrollo del juego.

¡A jugar!

Escrito por Tefi Toretti

@lostalleresdemama

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Comprá online sin moverte de tu casa!

Armá tu pedido

Elegís los productos que necesitás
para vos y tu bebé.

Recibís todo donde quieras

Confirmás la dirección a la que querés que te enviemos los productos.

Te despreocupás

Tu compra y datos están seguros
a través de Mercado Pago.

¡Ayudanos a mejorar!

Así como cuidamos a tu bebé, también cuidamos nuestro servicio. Dejanos tu consulta o comentario y te responderemos a la brevedad.




¿Dudas? ¿Preguntas?

hola@emama.com.ar
(011) 6538-6662
José Ingenieros 2250, B1643 Béccar, Buenos Aires

Suscribite a nuestro Newsletter!